Usa tu pintura de guerra.

Y algunas veces tienes que recordarte a ti mismo que tú eres quien te levanta durante el dolor. Tú eres quien se sienta con el cuerpo frío en el suelo de la regadera y lo levanta. Tú eres quien lo alimenta, quien lo viste y lo mete a la cama, y debes estar orgulloso de eso. Tener la fuerza de cuidarte a ti mismo cuando todo a tu alrededor está intentando consumirte es la cosa más valiente en el universo.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s